Si lo que necesitas es gestionar el alquiler de viviendas en Valencia lo mejor será que lo dejes en manos de profesionales. Te ahorrarán los incómodos trámites que hay que realizar hasta que se finaliza el proceso.

En el post de hoy te vamos a hablar de los puntos que debe incluir habitualmente un contrato de arrendamiento.

- Lo primero que se debe incorporar es la duración del contrato. Antes se establecía una duración mínima de 5 años que ahora es de 3.

- También constarán las personas entre las que se establece la relación contractual y por lo tanto, firmantes. Si son personas físicas deberá ponerse nombre y apellidos, edad y estado civil, y si son jurídicas, la razón social, el CIF, quién firma en su nombre y la dirección postal para las notificaciones.

 -Fecha de la firma. Realmente no es obligatoria, pero evitará problemas al indicar claramente el inicio del contrato. 

- Pago que se realizará mensualmente. El propietario puede subir el coste del IPC cada año, aunque no está obligado a hacerlo. 

- El tipo de inmueble que se alquila y si tiene mobiliario dentro, una relación de ellos. 

- La fianza que ha pagado el inquilino y que debe depositarse en la oficina pública correspondiente de la ciudad donde se realice el contrato.

 - Por último, en un contrato de alquiler de viviendas en Valencia se debe especificar quién asumirá el pago de la comunidad y de los impuestos. No es obligatorio que lo pague el propietario, por lo que deberá reflejarse claramente quién se hará cargo.

 Si deseas que gestionemos el alquiler de tu vivienda, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Cassana Inmobiliaria somos un grupo de personas que creemos en el trabajo serio y riguroso.